viernes, 21 de octubre de 2011

Falda de brujita en 30 minutos

Llega Halloween, por si no os habíais enterado… como si fuera fácil no enterarse, que está la blogosfera que da miedito.

Realmente es una fiesta que nosotros no celebramos normalmente, pero claro, cualquier excusa es buena para disfrazarse, no? Así opinan también en la Escuela Infantil de mis hijos, así que ya me he puesto manos a la obra.

El año pasado, D. fue vestida de diablesita bebé. Estaba para darle un bocao y aguantó con sus cuernitos un rato bien largo. P. fue de esqueleto pero como por aquella época no me daba la vida para coser todo lo que quería, pues la abuela me echó un cable y apareció con un disfraz comprado. Salvavidas total.

D. este año irá de brujita (lo de P. ya os lo contaré) y como no ando sobrada de tiempo con el cumpleaños de estos dos, he decidido optimizar.

Anoche en 30 minutos de reloj, alumbré esta falda.

Necesitarás (talla 2 años “cortitos”):
  • 50 cm de tul. Suele ser doble ancho (éste era 135 cm). El ancho que debes comprar será el doble del largo de la falda
  • Una camiseta negra, cuanto más grande, mejor
  • 2 tiras de elástico de 1.5 cm de ancho y unos 45 cm de largo
  • Hilo, tijeras, imperdible, máquina de coser…

1. El cancan

Dobla la pieza de tul por la mitad longitudinalmente. Cose un pespunte a medio centímetro del borde y otro 1.5 centímetro.
Cose los dos extremos cortos de la tira dejando sin coser el trozo de los pespuntes (para que quede una abertura para meter la goma.
Mete una goma por el hueco entre los dos pespuntes guiándola con un imperdible y cose los extremos a la medida de tu hij@.
Distribuye la tela uniformemente por todo el ancho de la goma
2. La falda

Coloca la camiseta estirada y doblada por la mitad y mide desde el borde inferior la longitud de la falda. Corta a lo ancho.
Haz un pequeño corte en el dobladillo y mete la otra tira de goma. Cose los extremos de la goma.
Distribuye la tela uniformemente por todo el ancho de la goma
3. Acabado final

“Monta” la falda sobre el cancan y sujeta con alfileres las cinturillas. Recorta el borde de la falda en picos haciendo como jirones. Para ponérsela, quita los alfileres y simplemente ponle una sobre la otra (también puedes cogerle unas puntaditas en cuatro o cinco puntos)
y…. ¡tiempo! Media horilla, minuto arriba, minuto abajo

Jugando con los colores del tul y de la camiseta y con la forma del recorte de la falda, puedes hacer más “personajes”. Es una falda muy versátil y divertida. A mí me encantaban las faldas con mucho volumen y que hicieran “frufru” al andar… bueno, qué demonios: ¡me siguen encantando!

En los próximos días os pondré la continuación del disfraz... aún no sé qué voy a hacer. Como siempre, iré improvisando!

P.D. Ya tengo página en FB. Podéis encontrarme buscando Tes Pes al Miayo. ¡Pasaos a “megustarme”!

5 comentarios:

  1. Lo de tu imaginación no tiene nombre!
    qué rápida y bonita!!
    Ya tengo ganas de ver la siguiente entrega! jajaj

    ResponderEliminar
  2. Siempre va bien saber cómo hacer este tipo de faldas de manera rápida y eficaz! Muchas gracias por compartirlo.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. pues totalmente inspirada en tu brujita, esta falda de hada del bosque! http://pandielleando.blogspot.com/2011/10/hada-del-bosque.html

    ResponderEliminar