miércoles, 26 de septiembre de 2012

De boda a boda...

Este año tengo bastantes bodas y muchas de ellas con los mismos invitados, así que a principio de la “temporada bodil” decidí que cosería yo alguno de los modelos.

La inspiración vino en invierno con este vestido de Chanel de la colección Resort 2010 que lució Michelle Williams en la gala de los Critics’ Choice Awards 2012.
Se trata de un vestido que juega con la superposición de un “batín” cruzado sobre una falda larga y recta. Para cerrar el vestido, un cinturón ciñendo la cintura

Me pareció que si se cosía por separado y, puesto que el “batín” tendría que ir forrado, se podía hacer un vestido convertible… problema de vestuario resuelto.

Ahora tocaba la ingeniería…

Problema: cómo hacer la pieza de los hombros para que fuera reversible pero no doble, como el resto del vestido. Solución: tul o encaje.

Problema: encontrar las telas adecuadas. Solución: empezar por el encaje. El ganador fue un tul plumetti de punto grande con los bordes en encaje en color rosa palo. Después de eso, raso liso en color rosa palo para un lado del vestido y la falda y raso estampado en colores tendencia (corales, turquesa, menta, salmón…) para el otro lado.

Problema: cortar dos piezas idénticas de estas telas tan babosas para construir el vestido. Solución: usar freezer paper para hacer el patrón y plancharlo a la tela para cortar sin dificultad.

Problema: Coser las dos partes del vestido sin que hiciera “bolsas” en el bajo. Solución: hilvanar, hilvanar y volver a hilvanar… ah! Y trabajar en una superficie grande para que toda la tela esté extendida.

Problema: Evitar que el escote se desboque, al estar cortado al bies. Solución: éste se solucionó solo :P… al coser las dos telas, la propia costura, que no cede, sujeta el conjunto.

Finalmente, me puse el vestido por el lado estampado y en modo “corto” para una boda en una mañana de Mayo.

El vestido se cierra con un cinturón elástico de ante color menta y los complementos fueron en colores menta, turquesa y azul piscina.

Y por el lado liso, con la falda recta, larga hasta los pies y con la abertura por delante para una boda la tarde-noche del primero de Septiembre.

En esta ocasión, cinturón-joya plateado y tocado de flores en el mismo color del vestido. Y encima tenía una americana de seda salvaje del color exacto que fue mi salvación en una noche gélida ¡Total look rosa palo!

Y el vestido aún tiene una tercera vida, aún se puede poner por el lado liso sin la falda larga debajo, con la americana y con un tocado espectacular para una boda de alto copete por la mañana :D

Espero que os haya gustado, yo me sentí como una auténtica estrella llevándolo!

21 comentarios:

  1. Hola!
    Es verdad lo que has contado??? Me has dejado alucinada!! parecen vestidos totalmente distintos! Pero con los dos, tres.... con todos estas guapisima!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro que es verdad! ;) gracias por los piropos!

      Eliminar
  2. Eres una genia!!!! vestido reversible, vestidos espectaculares, éxito total! Muchos problemas pero todos solucionados . ENHORABUENA.

    ResponderEliminar
  3. increíble! te has lucido! son dos vestidos totalmente diferentes en uno!! felicidades! eres una crack!

    ResponderEliminar
  4. Madre mia!!! eso es una idea bueniiiisima!! Muy guapa con los 2, pero hay que reconocer que el largo queda elegante, elegante!

    ResponderEliminar
  5. Este vestido es alucinante!!! y no solo porque te quede de fábula! No sé ni por qué me gusta tanto si los colores no son mi estilo para nada...me lo explicas?! ;-P

    besos, mara

    ResponderEliminar
  6. Madre mía!!! :O y así haciendo el patrón a ojo y cosiendo raso!! Eres mi ídolo!! :O
    Por cierto, muy guapa en las dos bodas :D
    Feliz miércoles!

    ResponderEliminar
  7. y el vestido estampado con la falda larga!!! no te lo olvides que creo que sería la combinación que elegiría yo :P
    te ha quedado de fábula, increíble!!! eres la leche!
    un besote!

    ResponderEliminar
  8. madre mía, me he quedado muerta. El resultado final me gusta mucho más que el original, por mucho chanel que fuera. Me han encantado las telas y lo distinto que queda con sólo darle la vuelta. Un 10!

    ResponderEliminar
  9. Es genial este vestido/s, me he enamorado de él. Menuda idea tan buena!!!

    Estabas guapísima con las dos versiones.

    ResponderEliminar
  10. Esto resume muy bien todo lo grande que eres: ingenias, planeas y ejecutas como nadie!!
    Enhorabuena, es una obra de arte!!

    ResponderEliminar
  11. parece tan sencillo pero no lo es y lo has hecho de maravilla!

    ResponderEliminar
  12. Es genial! Eres una máquina y te queda fenomenal en las 2 versiones.

    ResponderEliminar
  13. Vaya artista estás hecha!!!
    Por cierto, por mi blog te espera un regalito.... :)

    ResponderEliminar
  14. En mis mejores sueños y más osados yo sería capaz de hacer algo así, pero enseguida bajo a la tierra. ES PEC TA CU LAR, y tú guapípisima

    ResponderEliminar
  15. Me parece alucinante!!
    se escapa a mis conocimientos costuriles y a mis pretensiones.... no creo que llegue a algo parecido nunca así que me dejas boquiabierta!!

    ResponderEliminar
  16. Impresionante!! parecen dos vestidos totalmente distintos!! Además están impecables!! y te das cuenta de que tú tampoco pareces la misma invitada?? (jeje, sigo con mi teoría)

    ResponderEliminar
  17. De lujo. El vestido y la que cose, ingenia, realiza ... Ah, y como te han dicho por ahí arriba, que no se te olvide la cuarta variante (vestido estampado con falda larga.

    Un beso de la Tocaya.

    ResponderEliminar
  18. Increíble! Precioso y súper practico felicidades!
    Www.disfrutandojuntos.blogspot.com

    ResponderEliminar